Este barrio se encuentra al oriente de la Macroplaza y se extiende cuatro cuadras atrás del Museo de Arte Contemporáneo de Monterrey y el Museo de Historia Mexicana.

 

Es conocido así porque abarca una de las zonas más antiguas del centro de la ciudad, con un gran número de casonas virreinales, decimonónicas y de principios del siglo XX.; es un lugar que se pretende rescatar dentro de la ciudad por su belleza en la arquitectura de dichas construcciones.

Este es el lugar perfecto para disfrutar completamente todos los domingos, ya que esta lleno de restaurantes, cafés, bares y discotecas que te ofrecerá muchas opciones para divertirte.

También encontraras desde antigüedades de más de 80 años, obras pictóricas de gran calidad, esculturas en acero, madera y papel mache hasta artesanías en diferentes materiales como ámbar o semillas y además se llevan a cabo presentaciones artísticas y culturales.

En cuanto a la historia de su edificación arqueológicamente hablando, el Monterrey más antiguo data desde los tiempos de la propia fundación de la ciudad a finales del siglo XVI.

Solía ser el corazón comercial y cultural de la ciudad desde la época del Virreinato hasta tiempos recientes, durante la primera mitad del siglo XX, cuando otras partes de la ciudad empezaron a crecer más en detrimento del centro.

Desde mediados del siglo pasado allí se vivió con un estilo de vida moderna, caracterizada por la construcción de hoteles, museos, bares, discotecas y restaurantes de cocina nacional e internacional.

Actualmente el Barrio Antiguo es conocido como el centro de la vida nocturna de la ciudad.

Share
This